Transformando la experiencia de la salud

Categoría | Salud Infantil
2018-03-14 10:38:13

¿Cómo preparar un buen botiquín para viajar con niños?

No hay mejor pasatiempo que salir de viaje en familia. Incluso el fin de la temporada, con la semana santa ad portas, se pinta como el momento perfecto para salir de la ciudad. Sin embargo, si el viaje es con niños, los preparativos deben multiplicarse.

Y es que los chicos son tan dinámicos que con ellos puede pasar cualquier cosa. Incluso accidentes. Aunque se trate de sucesos pequeños (como una picadura de mosquito), pueden convertirse en un gran problema, si no cuentas con un buen botiquín de viaje.

¿Qué debe contener un botiquín?

Depende de varios factores, por ejemplo, del tiempo del viaje y del lugar al que vayamos. Y si hablamos de niños, es fundamental considerar su edad. No es lo mismo preparar un botiquín para un niño de ocho años que para un bebé. Iremos viendo qué es lo que conviene en cada caso.

Algunos elementos esenciales son las gasas, vendas, analgésicos, pomadas para golpes y quemaduras, tijeras, suero, termómetro, repelente contra insectos, etcétera. Si viajas a un lugar de altura, pastillas contra el mareo. Y si vas a la playa, un bloqueador de FPS 50 o más es básico.

Como sabemos, los problemas más frecuentes durante el verano son las deshidrataciones y las diarreas. Por ello, será conveniente llevar suero oral, que puede prepararse fácilmente en cualquier lugar, diluyéndolo en un litro de agua, agregándole un poco de jugo de limón, una cucharadita de sal y una pizca de azúcar.

También te recomendamos llevar antisépticos, para prevenir las infecciones de heridas. Algo básico, pero que muchas veces se olvida, son las curitas. Recuerda que tampoco se trata de llevar un equipaje muy pesado, solo empaca lo básico y prepáralo en un maletín de mano pequeño.

Evidentemente, si tu hijo sufre de alguna condición especial, como por ejemplo asma, deberás tener a la mano lo necesario para calmar un posible episodio o ataque. En estos casos, el inhalador será un compañero básico. Y ante cualquier contingencia, mantén la calma para no agregar estrés a la situación.

En este punto hay que resaltar que, si tu hijo sufre alguna enfermedad, además de sus medicamentos, debes llevar las recetas y, de ser posible, un informe médico, por si debes mostrarlo en algún centro de salud. Es conveniente también que todos los medicamentos vayan bien etiquetados y con sus respectivos prospectos médicos.

Botiquines para bebés

En caso de que viajemos con un bebé, debemos agregar la cartilla donde se indica las vacunas que ha recibido. También es recomendable tener apuntados -de antemano- los datos de contacto de algún pediatra o centro médico cercano. No olvides llevar paracetamol o ibuprofeno, indispensables para la fiebre y el dolor.

El resto de elementos son básicamente los mismos que debes considerar cuando viajas con niños mayores. Por eso, a manera de check list, hagamos un breve repaso de algunos productos básicos que debes llevar para estar lista ante cualquier eventualidad:

  • Analgésicos y antiinflamatorios.
  • Termómetro.
  • Gasas, vendas, esparadrapos y tijeras.
  • Curitas.
  • Antisépticos.
  • Protector solar.
  • Suero rehidratante para preparar.
  • Repelente para insectos.
  • Pomadas para picaduras de insectos, quemaduras y golpes.

¿Todo listo? Entonces ya estás preparada para tener un viaje seguro. Como ves, es necesario tenerlo todo bien planificado. Pero no te preocupes, el botiquín viajero te dará más tranquilidad para disfrutar de tus vacaciones. Y no olvides suscribirte a nuestro blog para más información saludable.