Transformando la experiencia de la salud

Categoría | Nutrición
2016-04-12 00:00:00

Lechuga, tomate... ¡ENSALADA!

Verse bien y sentirse bien: dos consignas para este verano (y para siempre).
Las verduras en verano, son una alimentación ideal, porque su frescura hará más delicioso el momento de comer, la facilidad con que se prepara una suntuosa ensalada es enorme, se puede comer de ellas cuanto se quiera, buscando que los ingredientes sean crudos (muy bien lavados antes del consumo) y que predominen en la preparación el tomate, la lechuga, el apio y el pepinillo. Prácticamente no hay calorías, esa ensalada es una importante fuente de fibra (beneficiosa para el sistema digestivo) y las verduras mencionadas funcionan como bloqueadoras de la grasa.
La ensalada tiene la virtud, además, de satisfacer el apetito y producir sensación de llenura.
En realidad, las verduras son la solución este verano para alimentarse sanamente, refrescarse comiéndolas y guardar una línea que siempre es buscada en la estación.
Si es que se trata de “picar” algo, sigamos con las verduras y probemos unos ricos snacks de apio crudo. No se necesita preparar nada, tan solo ejercer un lavado escrupuloso. ¿Cuánto comer? ¡Lo que uno quiera! Esa es la maravilla.
¿Es el aliño lo que preocupa? Un poquito de aceite de oliva, otro poquito de vinagre y algo de pimienta. Disfrutar es la voz y la ensalada está esperando: los colores atraen y el sabor satisface.
Hay que recordar siempre que las verduras no engordan y que son fuente de salud.
En el verano… ¡qué rico comer una gran ensalada!Nutrición al alcance de la mano, a pedir de boca y al gusto de todos.
Si queremos vernos y sentirnos bien, las verduras son la solución este verano.
¡A preparar y comer una gran y deliciosa ensalada ya!