Transformando la experiencia de la salud

Categoría | Cuida tu Corazón
2016-04-30 17:58:06

La hipertensión: saber y controlar

La hipertensión, cuyo Día Mundial se conmemora el 17 de mayo, es un serio problema de salud que afecta a una porción importante de la población, que en muchos casos no se entera, hasta que es muy tarde, que la sufre.

La hipertensión no controlada es un silencioso asesino potencial, porque se convierte en el principal factor de riesgo para todas las enfermedades cardiovasculares: el infarto al miocardio, la insuficiencia cardíaca, los accidentes vasculares cerebrales y más.

Los que sufren de diabetes son, entre las personas, el grupo de más alto riesgo de presentar hipertensión arterial y se calcula en un 80% aquellos que tienen diabetes tipo 2 y a la vez hipertensión.

Hay que saber que la presión arterial es la fuerza que ejerce la sangre, bombeada por el corazón, contra las paredes de las arterias y cada vez que este late, la presión es más alta (presión sistólica), cuando el corazón está en reposo, entre latido y latido, baja la presión (presión diastólica).  Es importante saber esto y debemos estar plenamente conscientes del peligro que significa para el individuo ser hipertenso. No solo es que necesitamos “medirnos la presión” esporádicamente o cuando nos sentimos mal, sino que hay que observar, con la ayuda de un médico, el estado de salud arterial de la persona.

Este Día Mundial, lo que busca es llamar la atención sobre una enfermedad que está muy extendida, para que cada persona tome muy en serio lo importante que es, para la vida y la buena salud, contar con una presión estable y que esté controlada.

El ritmo de vida, la despreocupación personal, la ingestión desmedida de sal en la dieta (sal que está presente hasta en las galletitas dulces y en prácticamente todo alimento industrializado que comemos), la inactividad física y el sobrepeso son caminos seguros a la hipertensión. Vigilándolos y controlándolos,  se estará dando un paso fundamental en el control de la tensión arterial.

Conocer al enemigo potencial sirve, porque así no solo sabremos cómo combatirlo, sino actuar preventivamente, evitándolo. La hipertensión es ese enemigo que puede causar problemas incapacitantes o la muerte. Saber qué es, como actúa, prevenir y controlar la hipertensión es una tarea que todos debemos emprender. La salud y la vida dependen de ello.