Transformando la experiencia de la salud

Categoría | Salud Infantil
2021-02-19 17:16:48

Cómo identificar Asperger en tu hijo y cómo ayudarlo

Las mamás siempre están atentas al desarrollo de sus hijos, por eso no es de extrañar que sean ellas las primeras en notar ciertos signos que llaman mucho la atención. Los niños con Asperger nos dan algunas pistas sobre su condición a través de su comportamiento y aquí te ayudamos a identificarlas. Principales síntomas de Asperger en niños

Como explica el neurólogo pediatra Luis Milla, de Clínicas Auna, los primeros signos de Asperger en un niño son básicamente tres: comunicación poco desarrollada para su edad, dificultades en la interacción social y comportamientos repetitivos o un patrón muy restringido de intereses.

Para entender mejor el cuadro, revisemos cada una de estas tres características por separado. En primer lugar, la comunicación. Si bien el niño con Asperger desarrolla el lenguaje, no lo utiliza para comunicarse en todo el sentido de la palabra.

Es decir, el niño tiene vocabulario y es capaz de reconocer los colores, distingue los números y sabe los nombres de los planetas… pero si le preguntas “¿cómo te fue en el colegio?”, su respuesta será muy corta, probablemente, monosilábica.

Por otro lado, “es común que un niño con este trastorno del espectro autista tenga dificultades para entender qué implica el uso de determinado tono de voz o un comentario realizado en broma. El sarcasmo, por ejemplo, está fuera de su radar, pues su comprensión de las cosas es muy literal”, expresa el doctor Milla.

En cuanto al segundo punto, la interacción social, esta no se desarrollará como se quisiera. Quizás sí mantenga la mirada cuando se le habla y voltee cuando lo llamen por su nombre, pero le costará jugar en grupo. Es posible que no comprenda completamente los juegos de roles, como representar el papel del papá o la mamá.

Por último, sobre los comportamientos repetitivos o el patrón de interés reducido, es normal que se interese en un asunto con demasiada intensidad y que ese sea su tema de conversación y de juegos favorito. Paralelamente a ello, llama la atención el hecho de que no desarrolle otros intereses o no con la misma intensidad.

Por ejemplo, puede saber todo sobre el universo de los dinosaurios: sus nombres, qué comen, qué colores tienen, etc. Y seguramente tendrá el cubrecama y la casaca de dinosaurios… pero otro tema no llamará su atención de la misma manera, ni mucho menos. Otras características son [1]:

  • Se le hace difícil comprender los sentimientos de otras personas o expresar los propios. 
  • Parece no gustarle la interacción social.
  • Puede ser obsesivo en sus intereses particulares.
  • Puede sentirse incómodo en grupos sociales grandes.
  • Tiene pensamientos y rutinas inflexibles.
  • Realiza movimientos repetitivos. 

Asimismo, el comportamiento del niño con Asperger durante el juego es muy particular. Suele formar filas con sus juguetes, sean carritos, animales de la granja o soldados. A veces también se interesa demasiado por determinadas partes de los juguetes, como las llantas de los autos, por ejemplo [2].

¿Funcionan los test de Asperger?

Ahora bien, ¿cómo diagnosticar Asperger en niños? Los especialistas cuentan con herramientas de evaluación que les permiten reconocer un caso de Asperger infantil. Se trata de los tests psicológicos. Estos se basan en una entrevista a los padres y en la observación del niño al realizar determinadas acciones.

“Estos instrumentos se pueden aplicar desde el primer año de edad. Pero mientras más edad tenga el niño, más certero será el diagnóstico. Y mientras más leve sea su trastorno, podría haber más dificultades para realizar el diagnóstico”, comenta el doctor Milla.

Es muy común, en los casos leves, que este trastorno pase desapercibido. A veces se cree, por ejemplo, que el niño tiene un retraso en el lenguaje o pocas habilidades sociales. Es normal que los casos se hagan evidentes recién cuando el chico crece.

Entonces, ¿cómo saber si mi hijo es Asperger? A través de la observación y las pruebas, un especialista es capaz de realizar el diagnóstico. En ocasiones le tomará más tiempo, más observación y conversar más con los padres, pero un especialista entrenado realiza el diagnóstico o descarte. Cabe decir que quienes atienden estos casos son los neurólogos y los psiquiatras.

Terapias para desarrollar habilidades

Como estos niños tienen dificultades en la interacción y en la comunicación social, es necesario apoyarlos con estimulación en esas áreas. Las terapias requieren tiempo de los padres, para llevarlos al especialista, y paciencia y voluntad para seguir sus recomendaciones en casa. Todo ello pensando siempre que es en beneficio del niño.

Algunas terapias que requiere un niño Asperger son: de comunicación y lenguaje, taller en habilidades sociales y terapia cognitivo conductual. Con un poco de tiempo, los chicos logran modificar algunas conductas, como aquellas que los hacen ver inflexibles.

“La terapia conductual involucra a los padres y, en general, a todas las personas con las que el niño está en contacto. Incluso a los maestros, quienes muchas veces no conocen lo suficiente del tema y no tienen las herramientas necesarias para tratarlos”, advierte Milla.

Por otro lado, es importante que estos chicos asistan a un colegio regular. Esto para trabajar en su integración dentro del grupo. En este sentido, los profesores son los llamados a facilitar esa experiencia y a manejar el grupo de amigos con mucho tino.

Otras condiciones de los niños Asperger

No podemos olvidar que el trastorno de Asperger en niños se puede presentar, además, con otras condiciones, como déficit de atención con hiperactividad. O con trastorno de ansiedad generalizado o trastorno obsesivo compulsivo o depresión.

En estos casos resulta útil consultar sobre las psicoterapias más apropiadas para su caso y asistir a ellas el tiempo necesario para obtener resultados. También el médico puede informar si es necesario que reciba alguna medicación y en qué dosis.

En cualquier caso, conviene que estos niños sean atendidos por un especialista a temprana edad. De esta manera se podrán reducir las dificultades de comunicación y se le ayudará en la interacción social y en su comportamiento, lo cual redundará en beneficios para ellos.

Por otro lado, conviene conocer la incidencia de este trastorno. Uno de cada 160 niños tiene un trastorno del espectro autista (TEA) [3]. En el Perú, hay 15,625 personas que padecen de trastorno del espectro autista [4]. Y el asperger en niños se presenta 4.5 veces más que en niñas [5].

Cómo ayudar en casa a los niños con Asperger

Hay muchas formas de ayudar al desarrollo de niños con Asperger. Por ejemplo, es bueno enseñarles a través de juegos y dramatizaciones. Así aprenden a ceder el turno en una conversación, a ser empáticos y ayudar. Es bueno darles ejemplos de bromas y de comentarios sarcásticos, para que sepan cómo reaccionar en esos casos.

De otra parte, los padres pueden detectar con qué niños se llevan mejor o qué niños del salón son más inclusivos y empáticos. A esos niños se les puede invitar a la casa, para ayudarle a formar un círculo de amigos. Y en lo posible, hacerle ver cuándo los demás se incomodan o están molestos.

El efecto que se debe buscar a través de las terapias y de las medidas que se tomen en casa para su crianza es lograr la inclusión, su bienestar, el aprovechamiento de su potencial. Por supuesto, esto abarca también prepararlos para la vida adulta y para que sean profesionales en aquella disciplina que ellos mismos elijan.

Como señala el doctor Luis Milla, si uno es bueno para recordar fechas, seguramente puede trabajar en investigación, pues ahí se requiere ese tipo de habilidad. Si le fascinan los dinosaurios, posiblemente encuentre una materia que se relacione con ello.

La educación de los niños con Asperger

La idea es que todos los niños con Asperger acudan al sistema educativo regular. “Pero, por supuesto, todos los colegios deberían tener la capacidad, la experiencia, el deseo y la voluntad de hacer las adaptaciones necesarias para estos niños”, opina el doctor Milla.

Es importante que exista una estructura montada para hacer las adaptaciones que cada niño necesita. Nuestro país no la tiene aún, pero estamos en el proceso de lograrlo.  Cada vez más instituciones educativas se comprometen en esta tarea.

Los padres de niños Asperger necesitan tener claro cómo criar a sus hijos y saber qué terapias les ayudan. También requieren ver las posibilidades reales y concretas de sus hijos. Así lograrán que se desarrollen normalmente y cumplan sus objetivos personales en la vida.

Puedes encontrar más temas sobre bienestar y salud aquí.

Referencias:

  1. Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos. Hoja informativa sobre el síndrome de Asperger. Recuperado de: https://www.cdc.gov/NCBDDD/Spanish/actearly/pdf/spanish_pdfs/SindromedeAsperger
  2. Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (2020). Signos y síntomas. Recuperado de: https://www.cdc.gov/ncbddd/spanish/autism/signs.html.
  3. Organización Mundial de la Salud (2019). Trastornos del espectro autista. Recuperado de: https://www.who.int/es/news-room/fact-sheets/detail/autism-spectrum-disorders
  4. Ministerio de Salud (2019). Más de 15 mil personas son tratadas por autismo en Perú. Recuperado de:  https://www.gob.pe/institucion/minsa/noticias/26606-mas-de-15-mil-personas-son-tratadas-por-autismo-en-peru
  5. Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (2020). Información básica sobre el trastorno del espectro autista. Recuperado de: https://www.cdc.gov/ncbddd/spanish/autism/facts.html