Transformando la experiencia de la salud

Categoría | ABC
2016-04-12 00:00:00

Vasculitis

¿Qué es?
Es un grupo diverso de trastornos que provocan la destrucción por inflamación de los vasos sanguíneos que pueden estrecharse haciendo difícil el paso de la sangre, estirarse y debilitarse para causar hemorragias internas que son muy peligrosas, o cerrarse totalmente impidiendo pasar a la sangre.
¿Cómo se ocasiona?
El sistema inmunológico del cuerpo ataca a los vasos sanguíneos por error.
Sucede cuando los leucocitos principalmente migran y producen daños. No se conoce el motivo y la vasculitis puede afectar arterias, venas y capilares. La inflamación a las venas, llamada flebitis y la de las arterias, que se llama arteritis y que se producen ambas en la vasculitis, se consideran por separado.
Las enfermedades que tienen como síntoma la vasculitis son: La Púrpura de Henoch-Schönlein (puntos de color purpura en la piel con dolor);Enfermedad de Kawasaki (afecta a los vasos de pequeño y mediano calibre y se presenta por lo general en niños de menos de cinco años; más en varones que en mujeres); Poliarteritis nodosa ( vasculitis necrotizante -con destrucción celular- focalizada, que afecta a las arterias musculares de pequeño y mediano calibre; Crioglobulinemia (enfermedad en la que la sangre contiene gran cantidad de proteínas –crioglobulinas- que se acumulan y no se disuelven a bajas temperaturas);Enfermedad de Behçet (es la vasculitis que puede afectar a cualquier parte del organismo); Churg-Strauss ( es una vasculitis poco frecuente, que se caracteriza por el asma y por tener una muy elevada cantidad de eosinófilos –glóbulos blancos- en la sangre); Arteritis de Takayasu (enfermedad que afecta a la aorta y a sus ramificaciones e incluye la arteria carótida; se observa especialmente en Asia, en mujeres jóvenes); Arteritis de células gigantes (vasculitis que afecta a las arterias de mediano y gran tamaño, sobre todo las que parten del arco aórtico, especialmente la arteria temporal); Granulomatosis de Wegener ( afecta principalmente a los vasos sanguíneos en los pulmones, los riñones, los oídos, en la nariz y los senos paranasales.
¿Cuáles son los síntomas?
Estos pueden variar bastante, pero por lo general se produce fiebre, inflamación y sensación general de enfermedad, o disminución de la agudeza visual, pérdida de peso, mialgia, artritis; derrames cerebrales, tinnitus, hipertensión, infartos, heces y tos con sangre, sangrado nasal, dolores abdominales, gangrena. Es evidente que no todos los síntomas se presentan a la vez.
Tratamiento
Si se presentaran síntomas, hay que acudir al médico de inmediato que recetará en principio algo para detener la inflamación, detener el sistema inmunológico y luego indicará lo conveniente. Es muy importante no automedicarse, pues se engañará uno mismo y pondrá en serio peligro la vida.
Los órganos que son afectados por la vasculitis, como los pulmones o el corazón, pueden requerir de un tratamiento específico, con el fin de mejorar su función mientras se está en la fase activa de la enfermedad.
¿Cómo se previene?
No hay forma de prevenir la vasculitis, porque se ignora hasta el motivo que la produce.

Revisado por la Dirección Científica y Académica de Auna